pasteles

Pastel de queso con mermelada de zanahoria

9:28

tarta de queso con zanahoria

Si os gustan las tartas fresquitas y vistosas este cheesecake sin horno tiene todas las cualidades para que quedéis como unos perfectos anfitriones. Además tiene otra ventaja si tenéis invitados, se prepara el día anterior y así no tendréis que preocuparos por el postre. 
Si os gustan pasteles de queso ligeros, esta os encantará y además es muy fácil de preparar! 
Por encima lleva una capa de mermelada de zanahoria que le da un toque diferente y sobretodo, muy vistoso! Aunque podéis adaptarla según la mermelada que tengáis en casa :)
Esperamos que la disfrutéis!

Esta receta la hemos elaborado con uno de los productos de la caja Degustabox del mes de abril. En la caja venían todos estos productos:

- Cerveza San Miguel Fresca
- Nata para repostería Central Lechera Asturiana
- Galletas Dinosaurus clásicas y de chocolate
- Bebida con aloe Vera Tamesis Original
- Mermelada de calabaza y de zanahoria, de La vieja fábrica
- Quelitas y palitos, de Quely
- Patatas Lay's Xtra sabor a chilli picante
- Barritas de chocolate Milka Crispello Crispy
- Azúcar BC

Qué os parece? Si vosotros también queréis recibirla en casa con éste código XH656 la primera caja os saldrá por 9,99€ con gastos de envío incluidos en vez de 14,99€.



Para nuestra receta de cheesecake de zanahoria hemos utilizado la mermelada de La Vieja Fábrica



TARTA DE QUESO CON MERMELADA DE ZANAHORIA

Tiempo: 30 minutos + enfriado

Cantidad:  8 raciones
Dificultad: fácil


INGREDIENTES


Para la base

150 g de galletas Digestive
65 g de mantequilla a temperatura ambiente

Para el relleno


250g de queso de untar tipo Philadelphia
200 g nata para montar 
300 g leche entera 
125 g azúcar
4 hojas de gelatina

Para la decoración
130 g de mermelada de zanahoria


ELABORACIÓN 


Para la base

1. Triturar las galletas con la picadora.

2. Derretir la mantequilla unos segundos en el microondas y mezclar con las galletas trituradas.

3. En una bandeja forrada con papel vegetal poner un aro de emplatar de 20/22 cm para hacer la base con las galletas. También lo podéis hacer con un molde redondo desmontable de este tamaño.

4. Colocar la base de galletas en el fondo del aro y apretar para que quede compacto. Reservar en la nevera mientras preparamos el relleno.

Para el relleno 

1. Montar la nata líquida con unas varillas y resevar en la nevera.

2. En un bol con abundante agua fría poner en remojo las hojas de gelatina durante unos 5-7 minutos.

3. En un cazo pequeño, calentar la leche junto con el azúcar hasta que empiece a hervir. Dejar enfriar hasta que se temple.

4. Escurrir y añadir las hojas de gelatina a la leche hervida y remover hasta que se disuelvan.

5. En un bol poner el queso de untar con la leche caliente y mezclar hasta que esté todo bien integrado.

6. Añadir la nata montada poco a poco con movimientos envolventes.

7. Verter la mezcla de queso encima de la base de galletas que teníamos reservada en la nevera.

8. Cubrir  el molde con un film sin llegar a tocar la superficie y dejar reposar en la nevera para que cuaje durante 6 horas o durante toda la noche.

Para la decoración

1. En un bol poner la mermelada y calentar en el microondas a temperatura baja durante unos 30 segundos.

2. Colar la mermelada para asegurar que queda con una textura bien fina.

3. Sacar la tarta de la nevera y sin retirar el molde, esparcir la mermelada por encima hasta que quede toda la superficie cubierta.

4. Dejar reposar en la nevera durante 1 hora más. 

5. Desmoldar con cuidado y servir bien fría.

  
SUGERENCIAS

  • Para desmoldar pasar un cuchillo por todo el contorno del aro y levantar el molde con cuidado para que no se rompa.
  • Se puede acabar decorando con la mermelada que más os guste.

Si os animáis a preparar la Tarta de queso con mermelada de zanahoria (sin horno) podéis compartir la foto del resultado con nosotras a través de FacebookTwitter o Instagram, nos encanta verlas :) 
Y si tenéis cualquier duda o sugerencia podéis dejarnos un comentario aquí debajo y lo contestaremos lo más rápidamente posible!

También te gustará

4 comentarios

  1. Mira que me gustan las cheesecakes pero esta combinación no se me hubiera ocurrido. Que original!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Carmen!! :) La verdad es que no le da mucho sabor a zanahoria...simplemente un toque dulce y muy vistoso!

      Eliminar
  2. Tiene una pinta genial. No sabia que se hacia mermelada de zanahoria :) Besitos!!!!

    ResponderEliminar

Muchas gracias por dejar tu comentario, nos encanta leerlos!